IbagueNoticias

Le querían vender su carro y no se había dado cuenta

Usando una foto de su tarjeta de propiedad, y suplantando a un uniformado de la policía, querían vender el automóvil a través de redes sociales.

¿Alguna vez usted ha tenido la oportunidad de ver las ventas de productos que se hacen a través de redes sociales? pues una ibaguereña tuvo una amarga experiencia con estas ventas de automóviles por Facebook.

El pasado viernes 08 de enero, una desconocida escribió al Facebook de Cristina Osorio, una usuaria normal de redes residente en la ciudad de Ibagué; en el mensaje la mujer preguntaba si el vehículo que estaba vendiendo a través del Facebook Marketplace, aún se encontraba disponible. Extrañada Cristina señaló que ella no tenía en venta ningún automóvil, tal fue su sorpresa cuando la dama interesada en el carro le envía la tarjeta de propiedad y otros datos personales.

Como ofrecieron el carro en redes sociales:

La publicación inicial fue realizada desde el perfil de una mujer que se identificó como Dayana Hernández, ella publicó las fotos del automóvil, y las características del vehículo. Inicialmente, la compradora escribió al mensaje directo que tiene en la publicación, allí la persona que le respondió le dio un número de WhatsApp al que podía comunicarse para poder pedir más información.

En este chat le respondió un hombre que se identificó como Andrés Barrera, que reside en la ciudad de Montería, Córdoba; le explicó que el vehículo tenía las siguientes características:

“Buenos días mucho gusto patrullero Andrés Barrera.

Spark GT, modelo 2018, 10 millones, 152 mil km. Se vende por motivo de emergencia. Llantas nuevas, aire, música, alarma, SOAT y tecno al día.
Impuestos pagos. Todo al día. No tiene siniestro, ni prendas embargos, nada de eso, todo al día, 10 millones.

Se vende porque tengo en la clínica a mi padre, padeciendo de cáncer y me urge el efectivo para su cirugía y tratamientos. El carro esta acá en Montería-Córdoba, listo para traspaso, peritaje, el carro esta full asegurado, alarma bloqueo central, Vidrios eléctricos, cámara de reversa. El carro esta al día de todo”.

El negocio era tentador, y le daba seguridad por que era un miembro de la Policía que se identificó con su cédula militar, pensó que debía ser serio para llegar a entregar sus documentos de identificación a una total desconocida.

Le querían vender su carro y no se había dado cuenta 11

La interesada solicitó las placas del vehículo, Barrera no dudó en enviarle la tarjeta de propiedad del mismo; sin embargo, algo llamó la atención de la compradora, en la tarjeta de propiedad estaban los datos de una mujer y no los del supuesto patrullero que había insistido en que el automotor estaba listo para hacer el traspaso.

Le querían vender su carro y no se había dado cuenta 12

La situación le generó más duda cuando el aparente propietario del vehículo le dijo que el estaba dispuesto a llevarle el vehículo de manera inmediata desde Montería hasta la ciudad de Ibagué, lugar donde también reside la interesada en la compra. Es un viaje de 790 kilómetros y aproximadamente 14 horas de trayecto y el vendedor solo tenía una petición, transferir a una cuenta de Bancolombia la suma de $250.000 pesos, para poder cubrir con los costos del extenso viaje.

La persona que se interesó en el automóvil creyó que sería más seguro contactarse con la persona que aparecía como dueño en la tarjeta de propiedad, decidió escribirle a Cristina.

La estafa:

Cristina efectivamente es propietaria de un vehículo Spark GT, con las placas y las características descritas por el estafador. Sin embargo, Osorio no tiene en venta su carro, y tampoco esta en la ciudad de Montería. Las dos mujeres decidieron seguirle el juego al estafador y este empezó a insistir en el traslado del dinero a su cuenta bancaria, ésta a nombre de Óscar Gimeno Gómez, con número 80.129.078.

Al preguntarle si existía otro medio para poder transferirle el dinero aseguró que se encontraba en un pueblo y que allí no existía otro medio para hacerle llegar los $250.000 que no fuera un corresponsal bancario de la entidad.

En el chat de WhatsApp, aseguraba que ya tenía la maleta lista para emprender su viaje, solo le faltaba el dinero, a lo cual insistió en varias oportunidades para que pusieran el dinero en la cuenta.

Al notar que la mujer trataba de sacar más detalles y le daban vueltas para entregarle la plata que estaba pidiendo, desapareció. El perfil de Dayana Hernández fue eliminado de Facebook , y el número en WhatsApp ya no responde.

Le querían vender su carro y no se había dado cuenta 13

Cristina no sabe como los estafadores obtuvieron la imagen de la tarjeta de propiedad, evidentemente, la cédula del patrullero también debió ser obtenida de manera fraudulenta.

Lo preocupante del caso es que al tratar de hacer la denuncia ante las autoridades correspondientes, la respuesta es que como no se entregó dinero a esta persona, no existe un delito, lo único que queda es realizar la denuncia a través de dontamalio.com, para que usted no sea víctima de los delincuentes.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *